Redacción//Divergente.info

Se inauguró la exposición 107 TESTIMONIOS, “Arte empoderando a la mujer”, en el Centro de Difusión Cultural Casa del Tiempo de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). Muestra que estará expuesta del 20 al 25 de julio.

La propuesta pictórica surge para conmemorar el Día Internacional de la Mujer y destacar los 107 años de historia de lucha femenina representada en rebozos -uno por año- intervenidos por artistas oaxaqueños con diversas técnicas. Es una iniciativa artística que tiene por objeto concientizar y sensibilizar al espectador sobre la violencia contra la mujer y la inequidad de género, en cuanto a derechos y oportunidades, como un problema que prevalece en el tejido social del país.

Abraham Arrazola, encargado de la vinculación con las instituciones educativas de nivel superior públicas y privadas del Municipio de Oaxaca de Juárez, destacó que en 2018 la participación económica de las mujeres en el México ha sido de  43 por ciento, de este total, el 56.6 por ciento de las mujeres trabajadoras lo hacen en la informalidad.

Mientras que el 55 por ciento de las adolescentes de entre 15 y 17 años no estudian ni trabajan. La mitad de las jóvenes mexicanas no tienen acceso a oportunidades, y cada día son asesinadas siete mujeres.

En la agenda internacional, se establece que la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres y las niñas son elementos indispensables para el cumplimiento de los retos del 2030.

De esta forma, la  arquitecta Isabel Quintana, catedrática del Instituto Tecnológico de Oaxaca (ITO) y directora de la galería Quintana comentó que es una manifestación social diferente, que alza la voz sin afectar a terceros. Es una protesta cultural pacífica que desea generar un movimiento activo y socialmente responsable. Además de hacer un homenaje y reconocimiento a los artistas por su labor.

Como una muestra del talento oaxaqueño, se convocó un colectivo de 47 artistas, entre pintores, escultores, ceramistas y fotógrafos, muchos de ellos galardonados nacional e internacionalmente; que con voz propia e identidad creativa se suman al reclamo por alcanzar la equidad, la no violencia y empoderar a la mujer desde la trinchera del arte, del color, la plástica y la técnica que cada uno domina.

Ideas plasmadas sobre rebozos, una prenda de gran valor simbólico y de identidad nacional que fueron realizados por tejedoras de la comunidad de Teotitlán del Valle; lienzos que cobran sentido cuando logran remitir la femineidad, la maternidad, al cuidado y la protección, pero sobretodo recuerda a la mujer indígena que lo porta diariamente y quien sigue sometida al maltrato y la discriminación.

Al respecto Isabel Quintana expuso que: “Todavía en muchas de nuestras comunidades rurales, sobretodo en mi comunidad en Oaxaca, se comercializa a la mujer, los familiares las utilizan como moneda de cambio, las canjean por maíz, por una vaca, o por cualquier animal, sin ningún respeto por su persona, por ello esta prenda tiene mucho sentido emocional “.

Las ideas con un sentido social deben tener una resonancia más allá del límite territorial de donde se generen, en este sentido, la iniciativa de Isabel Quintana de enlazar el arte visual con un tema trascendente como es la igualdad de derechos entre hombres y mujeres, tiene una repercusión que hoy ha traspasado las fronteras del estado de Oaxaca, gracias al interés y la invitación del doctor Eduardo Peñalosa Castro, rector general de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), para albergar la exposición en su recinto cultural.